¿Cuándo se contrata un seguro por cuenta ajena?

Escrito por Redaccion MV Aseguradores el . Posteado en Noticias

cuando se contrata un seguro por cuenta ajena

Existe la Ley de Contrato de Seguro que permite que pueda ser contratado por otra persona. Esa persona será el titular de interés del bien. Son muchas las situaciones cuando se contrata un seguro por cuenta ajena. Si quieres saber más sobre ello, te recomendamos seguir leyendo el artículo de hoy de MV Aseguradores.

El contrato para un seguro por cuenta ajena

El tomador de un seguro puede contratarlo tanto para sí mismo como a favor de un tercero.

Si sucede lo segundo, lo que pasará es que se van a dividir los roles y, por lo tanto, hay distintas obligaciones y derechos.

Según la propia ley, cuando haya una duda al respecto, se dirá que el tomador ha contratado por cuenta propia y que será, en todo caso, el tercero la persona que se determine durante el proceso de firma de la póliza.

Entonces, si el tomador del seguro y el asegurado son distintas personas, también lo serán las obligaciones y deberes. Los derechos que se derivan del contrato, recaen sobre el asegurado. Esto es debido a que es el beneficiario.

Cuándo se contrata un seguro por cuenta ajena: Ejemplos de seguros para terceros

Son muchos los casos que existen en el mundo de los seguros en donde el tomador y el beneficiario son distintos. Veamos algunos ejemplos:

  • Coche: es el más frecuente. El tomador es la persona más adulta, como por ejemplo el padre y coloca al tercero, su hijo, como segundo conductor.
  • Transporte: una empresa, por ejemplo, que transporta mercancía sería el tomador. El asegurado puede ser el conductor.
  • Asistencia sanitaria: el tomador suele ser el cabeza de familia. Los asegurados también incluyen a sus hijos y a otros familiares. En este caso, el tomador no tiene por qué estar asegurado. Más sobre Seguro Médico
  • Vida: es uno de los más complejos. El tomador puede hacer el contrato para asegurar su vida o la de otra persona. La diferencia es que los derechos de este seguro pueden recaer sobre el propio tomador, la persona asegurada o el beneficiario. Más sobre Seguro de Vida
Noticia relacionada  ¿Qué es un plan de previsión asegurado?

Todo ello va a quedar establecido en la póliza en donde estarán las condiciones de contratación. Ahí quedará plasmado para el conocimiento de las acciones derivadas del contrato de seguro. También se va a especificar la duración del contrato de seguro.

Derechos del tomador

Si el tomador del seguro y asegurado son personas distintas, hemos indicado que lo serán también las obligaciones y derechos.

Como tomador del seguro puede solicitar toda la información que desee antes de la firma del contrato, así sabrá cómo son las coberturas ante cualquier siniestro.

También podría solicitar que se realicen cambios en la póliza para que se adapte a lo que busca.

Algunos de los derechos que tiene el tomador son:

  • Cambios en las coberturas que se contratan.
  • Cambios en el beneficiario del seguro.
  • Cambios sobre el cobro de la prima.
  • Rescindir el contrato del seguro.

Porque como en todos los casos, sea el tomador la misma persona que beneficiario o no, un contrato de seguro se extingue.

Las condiciones para ello, estarán marcadas en la póliza.

Así, podemos concluir entonces que el tomador es la persona que informa a la aseguradora de cualquier cambio. Por ejemplo, si se tiene un seguro de hogar y se han hecho reformas, hay que advertirlo. Si se cambia de cochera o no se tenía y ahora se tiene, también.

Hay que destacar también que el asegurado tiene derecho a conocer cuáles son las coberturas que tiene. Principalmente porque tiene que dar consentimiento para su realización y en algunos casos no puede ser cualquiera, sino que tiene que cumplir ciertos requisitos.

La proposición de seguro vincula al asegurador, por lo que sea una póliza final o propuesta estará vinculado.

Cuáles son los elementos materiales del contrato de seguro

Dentro de un contrato de seguro, sea cual sea su índole, se encuentran distintas formalidades y nombres particulares. Es importante conocer su significado porque será la forma de comprender lo que estamos firmando y por supuesto, lo que tenemos o no cubierto con ese seguro.

Riesgo

Cuando hablamos del riesgo en un seguro nos estamos refiriendo a la posibilidad de que exista un daño y que este llegue a modificar nuestro patrimonio.

En ese aspecto, el riesgo debe tener algunas características básicas como que hablemos de algo posible y futuro. También que sea algo que no está previsto. Debe ser incierto, concreto y lícito. Bajo ningún concepto debe depender de la voluntad del asegurado.

Noticia relacionada  Seguros de impago de alquiler: crece la demanda

Y, por último, pero no menos importante, ese riesgo debe suponer una pérdida económica para el asegurado. Ya sea que el patrimonio tiene menos interés, etc.

Prima

Es otro elemento que se ve con frecuencia en los contratos de un seguro. Se refiere siempre al importe que hay que pagar por él. La compañía aseguradora ha calculado ese coste con el fin de poder asumir el riesgo.

Se refiere siempre a una de las obligaciones principales por parte del tomador.

Los sujetos de pago del mismo son por un lado el tomador, quien es el que tiene la obligación. Pero también en este caso, puede ser el asegurador, ya que es el acreedor de la prima.

Las modificaciones de las primas se pueden realizar de mutuo acuerdo y deben quedar por escrito en el contrato.

El pago de la prima se hace generalmente antes del comienzo de la cobertura. La modalidad de pago también es algo que se determina allí mismo.

Póliza

Es el documento más importante de todos. Allí es donde se establecen las condiciones generales del contrato. También las particulares y las especiales.

La póliza se suele redactar con varios ejemplares. Uno de ellos se lo queda quien lo contrató y otro la compañía aseguradora. Puede haber un tercer ejemplar en los casos en que haya un intermediario como un Corredor de Seguros.

Al ser un documento contractual, fija las normas por las que se rige la contratación. Es un documento legal en donde aparecen los datos y la identificación de cada una de las partes.

Si por algún motivo, el contenido de la póliza llega a diferir con la proposición inicial, tenemos un mes para reclamarlo.

Ahí es donde también se aplicará la prueba de la preexistencia de los objetos asegurados.

Como notarás, hay muchos aspectos a tener en cuando se contrata un seguro por cuenta ajena. Lo ideal siempre es asesorarse con un profesional que nos guíe en la elección y que también sepa ver si falta algo o no en la póliza hacia nuestro beneficio. Pues cuando uno contrata un seguro, lo que busca es personalizarlo al máximo a sus necesidades.

Solicita consulta con tu Asesor y pregunta todo lo que necesites saber sobre tus seguros: Quiero que me asesoren gratis 

Seguros para obras de arte y catedrales
¿Qué es una propuesta de seguro de coche?

Etiquetas:

blank.gifblank.gif
blank.gif
blank.gif
Leer entrada anterior
¿Qué es una propuesta de seguro de coche?

Cuando eres propietario de un vehículo se debe tener un seguro para poder circular. Sin embargo, muchos se preguntan qué...

Cerrar